¿Es la educación “supercalifragilisticaexpialidosa”?

martes, 12 de noviembre de 2013
Aunque la pregunta “puede parecer algo enredosa”, espero mostraros a lo largo del post que tiene más sentido del que se aprecia a simple vista. Es más, os pido que mientras leéis el post no dejéis de tener presente en vuestra cabeza la melodía de la canción.

Con esta pregunta no pretendo referirme a los recursos mágicos que utiliza Mary Poppins para educar a los niños de los que es institutriz. Aunque debo reconocer que a cualquier docente le gustaría tener un paraguas volador o la capacidad de entrar en un cuadro y pasear por su interior. ¡Serían unos recursos didácticos geniales!

Tampoco pretendo valorar la contraposición entre los métodos educativos de la famosa institutriz (amabilidad, cariño, diversión...) y los del padre de los niños (imposición, rigidez, severidad...), pues esa discusión debería formar parte de la historia de la educación y no de su presente.

Cuando pronunciamos o escuchamos la palabra supercalifragilisticoexpialidoso hay, como mínimo, tres cosas que nos vienen a la cabeza y que pueden relacionarse directamente con la educación: complejidad, entretenimiento y fantasía.

- Complejidad: La educación es siempre compleja pues en ella intervienen una enorme cantidad de variables. Se educa de manera consciente e inconsciente, por lo que la actitud del docente y su lenguaje no verbal son de vital importancia. Educar es una tarea tan compleja que requiere de una formación docente inicial y continua de gran calidad pero también es necesario tener una gran vocación.

Debemos intentar no complicar aún más los procesos educativos para no convertirlos en caóticos... en la mayoría de las ocasiones bastaría con aplicar el mal llamado sentido común. "Mal llamado" pues a la vista de lo poco que se usa muy común no parece ser. 

- Entretenimiento: La educación debe ser siempre dinámica, creativa y optimista... como la canción que inspira la palabra de nuestra pregunta. Debe motivar al alumno, debe despertar su curiosidad, debe ser inspiradora.

- Fantasía: Por último, aunque pueda sonar poco científico, la educación debería estar mucho más relacionada con el mundo de la fantasía, de la magia... pues esa es una puerta que lleva a los alumnos a aprender cosas nuevas, a imaginar nuevos mundo. Ojalá todos los docentes tuvieran los poderes de Mary Poppins... no habría niño que no quisiera acudir a la escuela.

En conclusión, parecer ser que la educación es supercalifragilisticaexpialidosa. Es compleja (aunque debemos utilizar más el sentido común para no hacerla caótica), es entretenida, motivadora, divertida y creativa y, aunque para algunos esté mal visto, está llena de fantasía porque nos lleva a conocer el mundo más allá de nuestro entorno más inmediato y nos ayuda a buscar nuevos caminos y nuevos objetivos.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Con la tecnología de Blogger.
Subir