13 razones para trabajar la inteligencia emocional en el aula

domingo, 17 de septiembre de 2017
"Todo había sido oscuridad durante días, pero entonces hubo un pequeño rayo de luz... un rayo de luz que me hizo pensar que quizá..."

Hace un rato acabo de ver el último episodio de la serie de televisión 13 Reasons Why. Para los que no la conozcáis, en esta serie basada en una novela de Jay Asher, se narra la historia de Hannah, una estudiante que se suicida después de haber sufrido bullying en el Instituto.

Sí, lo sé, es una serie de televisión y como tal tiene sus aspectos matizables y sus puntos criticables. Pero no deja indiferente a nadie y hace visible un importante problema en escuela e institutos...

Ver esta serie me ha llevado a pensar en la importancia de trabajar de forma sistemática la inteligencia emocional en nuestros centros educativos. Y quisiera compartir 13 razones por la que es fundamental que la educación emocional sea una parte fundamental de lo que nuestros alumnos y alumnas adquieren en la escuela. Porque  "En la escuela actual, la gestión de las emociones es tan importante como la resolución de ecuaciones o conocer los elementos de la tabla periódica. Podemos olvidar las fechas exactas de los acontecimientos históricos (podemos encontrarlas con un solo clic), pero las capacidades emocionales y sociales que se aprendan en la escuela se utilizarán para toda la vida."



1. En la escuela debemos aprender a reconocer las emociones en nosotros mismos y en los demás. Todas las emociones son importantes e inevitables, por ello es tan importante saber identificarlas.

2. Reconocer las emociones es lo que nos va a permitir gestionarlas, dominarlas y controlarlas. Tener una mayor tolerancia a la frustración, lo que facilitará que no nos rindamos ante la primera dificultad que no encontramos.

3. De esta forma tendremos un mejor autoconocimiento.

4. Y una mayor empatía, lo que nos permitirá entender mejor a los demás y ponernos en su lugar. Lo que nos hará ser más asertivos.

5. Eso nos facilitará escuchar a los demás de manera activa y mejorar nuestra capacidad para expresarnos y comunicarnos con ellos.

6. Conocernos mejor a nosotros mismos aumenta nuestra autoestima. Y querernos a nosotros mismos en básico para conseguir alcanzar nuestros objetivos en la vida.

7. Una buena inteligencia emocional nos proporciona equilibrio y balance. Pensar en las consecuencias de nuestros actos o en lo que sucede cuando no hacemos lo que debemos hacer.

8. Todo lo dicho nos permite ser más flexibles, Esto facilita que podamos adaptarnos mejor a situaciones nuevas y cambiantes. Las cosas flexibles toman distintas formas sin romperse... y eso es fundamental para tener éxito en la vida.

9. Desarrollar la inteligencia emocional nos permite mejorar nuestras tomas de decisiones. Y la vida no es más que una sucesión sin fin de toma de decisiones.

10. Todo ello nos hará más resilientes. Todos podemos caer, fallar o equivocarnos (de hecho, esto es inevitable) pero es necesario tener la capacidad de levantarnos y volverlo a intentar tantas veces como sea necesario.

11. Si identificamos y controlamos nuestras emociones seremos más perseverantes y entusiastas en la resolución de los retos antes lo que la vida nos pondrá a prueba.

12. Ser inteligentes emocionalmente nos permitirá reducir los conflictos. Y en el caso de que sucedan afrontarlos.

13. Esto facilitará que podamos acabar con una de las lacras de nuestras escuelas: el acoso o bullying.

Estas son 13 razones por las que es tan importante aprender ciencias, tecnología, ingeniería, arte y matemáticas (STEAM) en nuestros centros educativos como la inteligencia emocional que nos permita gestionar de forma adecuada estos conocimientos.

10 comentarios:

  1. Totalmente cierto, una pena que el sistema educativo esté tan obsoleto porque mientras no cambie nos podemos olvidar de trabajar de forma sistemática la inteligencia emocional en nuestros centros educativos. Un saludo

    ResponderEliminar
  2. es muy importante el desarrollo de las habilidades socioemocionales en la escuela. Pero considero que es algo que tiene que ser en casa. el despego de los padres hacia sus hijos son los causantes de falta de caracter de los jovenes en la actualidad.

    ResponderEliminar
  3. Según lo leído anteriormente puedo concluir que es importante identificar y controlar nuestras emisiones para evitar tener reacciones impulsivas y dañinas que nos ocasionen conflictos.

    ResponderEliminar
  4. Coincido con usted. Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Es importante verificar el ambiente emocional de nuestro trabajo, donde quiera y cualquier que este sea, porque un trabajador con buenas condiciones emocionales rendirá mucho mejor en sus labores, y con mayor importancia si este trabajador traspasa conocimientos y sentimientos hacia otros que aprenden de el

    ResponderEliminar
  6. Considero importante tratar de establecer buenos vínculos de comunicación de maestro-alumno y viceversa alumno-maestro.

    ResponderEliminar
  7. El desarrollo de las habilidades socioemocionales es un aspecto que debe comenzar a trabajarse en el seno de la familia y complementarse en el aula, el formar seres humanos asertivos y que sepan autogestionarse ayudará también a formar un mundo mejor.

    ResponderEliminar
  8. Muchos de las causas del bullying es por esa falta de valores insertados en el joven desde temprana edad y que principalmente se implementan desde la familia.
    Es generar esa conciencia en nuestra sociedad para aprender a valorarnos, respetarnos y desarrollar esa empatía en el individuo.

    Solo educando en valores, es como se logrará que estos casos de bullying disminuyan.

    ResponderEliminar
  9. desafortunadamente esto es untrabajo que se debe realizar desde pequeños y no dejarlo para la adolescencia donde se cree que es la edad para empezar a razonar.

    ResponderEliminar
  10. Estoy de acuerdo en el objetivo de educar a los alumnos acerca de las emociones. Sin embargo, no estoy de acuerdo con englobar todo eso en un término erróneo: inteligencia emocional. Este término ha abarcado un popurrí de conceptos psicológicos sin ningún orden ni concierto de la mano de un libro, "Inteligencia emocional", que en sí mismo no tiene ni orden ni concierto y es fruto del marketing editorial. Sólo hay que conocer el origen del libro. Deberíamos ser rigurosos. Y no porque lo diga yo. Le pongo dos afirmaciones de uno de los creadores del término, John Mayer, el cual termina repudiándolo:

    -"Goleman ha ampliado la definición de inteligencia emocional a tal punto que ya no tiene ningún significado científico o utilidad".
    -"Debería haber previsto todo esto y decir si la inteligencia emocional realmente existe"

    También os invito a leer el artículo "Seven Myths about emotional intelligence", de Gerald Matthews, Richard Roberts y Moshe Zeidner, de la Universidad de Cincinnati, Princeton y Universidad de Haifa respectivamente.

    En el mundo educativo estamos acostumbrados a utilizar términos de forma cotidiana que no tienen suficiente respaldo científico, o directamente ninguno, como, además de inteligencia emocional, el de estilos de aprendizaje, inteligencias múltiples, o el tan de moda, mindfulness, que ya ha mostrado su falta de efectividad en el mundo educativo en estudios científicos en diferentes partes del mundo. El último, en Australia.

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.
Subir